HORROR: Dos jubilados de 79 y y 87 años fueron detenidos por matar a puñaladas a sus parejas

Los crímenes ocurrieron en Morón y Garín. En ambos casos, los sospechosos admitieron ser los autores.

Dos jubilados fueron detenidos en las últimas horas en distintas localidades bonaerenses acusados de haber matado a sus parejas a puñaladas. 

Lo hicieron casi en simultáneo y según confirmaron fuentes policiales a Infobae, en ambos casos los femicidas admitieron ser los autores de los crímenes.

El primero de los hechos ocurrió en una casa ubicada en la esquina de la avenida Blas Parera y Ambrosio Lezica, en la localidad de Castelar, partido de Morón. 

Allí, un hombre identificado como Luis Américo Palacios, de 87 años, asesinó a Norma Alicia Miller (61), la mujer con la que convivía desde hacía tres años. De acuerdo con las fuentes consultadas por este medio, todo se descubrió gracias a Marta, la hija del acusado, quien habita una casa contigua a la de su padre.


Según le dijo la mujer a la Policía Bonaerense, ella y su esposo se fueron de vacaciones durante cinco días. Palacios y Miller, mientras tanto, se quedaron en la casa. Cuando regresaron anoche de su viaje, notaron que la luz de la vivienda del jubilado de 87 años estaba apagada. Asumieron que estaban dormidos y se fueron a dormir. Hoy a la mañana todo tomaría una dramático giro.

Marta se levantó para saludar a su padre y tomar mate después de casi una semana sin verlo. Cuando ingresó a la casa, se encontró con su madrastra tirada en el piso muerta y con varios cortes en todo el cuerpo. Horrorizada, le preguntó a su padre qué había ocurrido. El hombre, sin mayores explicaciones admitió que fue él quien la había asesinado e incluso trató de justificar el crimen con una absurda frase: “Dijo que la mató porque le había robado dólares”, refirieron las fuentes policiales a Infobae. Palacios quedó inmediatamente detenido y acusado del delito de femicidio. La investigación quedó a cargo de la UFI N° 11 de Morón, especializada en violencia de género.

 

El otro hecho tuvo lugar en la localidad de Garín, partido de Escobar, en la zona norte del Gran Buenos Aires. Allí, Marcos Zapata, un jubilado de 79 años asesinó de un corte en el cuello a su pareja, una mujer de la misma edad identificada como María Dolores Barceló, de su misma edad. Ocurrió en una casa ubicada en la calle Sullings al 790, donde en circunstancias que aún son materia de investigación, el jubilado atacó a su pareja y luego se acercó hasta una comisaría para confesar que él la había matado.

 

”Acabo de matar a mi esposa, le corté el cuello con un cuchillo, ella está en la casa”, dijo Zapata ante los efectivos. Cuando los uniformados se acercaron hasta la casa de la calle Sullings encontraron efectivamente al cuerpo de la víctima en una silla en living de la propiedad, con un claro corte en el cuello. Los efectivos llamaron a la ambulancia pero no había mucho por hacer. María ya estaba muerta mientras que su esposo quedó inmediatamente detenido.

 

En 2019, según informes de la OVD, 985 personas de 60 o más años denunciaron ser víctimas de violencia en sus hogares. La edad de los imputados también se convierte en un factor que podrá ser considerado en los tribunales: el último informe de la UFEM, el ala de la Procuración que investiga delitos violentos contra mujeres, muestra un sobreseimiento por la edad del imputado y otros nueve por su incapacidad mental.

INFOBAE