Cooperativa de trabajo sufrió el segundo robo en menos dos meses-MIRAMAR


Los trabajadores fueron nuevamente víctimas de la delincuencia en la ciudad. Se llevaron maquinaria valuada en 250.000 pesos y dañaron las instalaciones. “Estábamos contentos por haber pagado una deuda importante, pero ahora nos devastaron”,dijo, Juan José Espíndola, presidente de la Cooperativa Esperanza Futuro.

Segundo robo en menos dos meses y un duro golpe para los trabajadores que componen la Cooperativa Esperanza Futuro en Miramar. Esta vez los delincuentes ingresaron en el local situado sobre calle 43 al 1100 y además de robar todo lo que estuvo a su alcance, sobre todo maquinaria valuada en 250.000 pesos, hicieron diversos daños en el local.

 

Las pérdidas se ven reflejadas en gran cantidad de maquinaria, algo primordial para realizar los diferentes oficios que se desarrollan en la cooperativa. Dos amoladoras, un taladro percutor, otro atornillador, caja completa de herramientas, una escalera de aluminio, terraja manual, dos rotomartillos, una estufa eléctrica y una ventana de aluminio fue el botín que se llevaron esta vez los ladrones.

 

Esta agrupación que reúne a obreros de la construcción fue fundada en 2007 y actualmente se encuentra enfocada en un proyecto de viviendas sociales y otras actividades pero la situación económica potenciada con la pandemida dejó secuelas. Pese a todo, sus integrantes intentan seguir adelante.

 

“Habíamos cancelado una deuda importante el viernes, recibimos un subsidio que nos ayudó un poco pero ahora nos devastaron. Estamos indignados con este robo que no es el primero, pero no queda otra que levantarse y continuar trabajando” dijo a LA CAPITAL, el presidente de esta asociación laboral, Juan José Espíndola.

 

“Además de llevarse elementos importantes para nosotros, rompieron el depósito. Hubo que salir a pedir fiado para comprar herramientas, debíamos ir a hacer un techo y no pudimos porque no teníamos con qué construirlo”, agregó el trabajador.

 

Con muestras de evidente preocupación, Espíndola se sinceró a la hora de calificar la situación. “A un vecino también lo robaron y la inseguridad es enorme acá en Miramar, no sabemos qué hacer, los ingresos no dan para pagar un seguro de todo lo que teníamos y veremos qué respuesta nos dan ahora. Vino la policía, levantó huellas digitales pero la otra vez pasó lo mismo  y terminó en la nada lamentablemente”, señaló.

 

“Igual tenemos que seguir adelante y buscar la manera de no deprimirnos, hay que levantarse y pelearla de nuevo”, añadió.

 

Necesidad de trabajo

 

Espíndola sostuvo que existe una real necesidad de reactivar proyectos de obras públicas que permitan generar empleo. “Esperemos que el intendente pueda aportar para que consigamos trabajo y no darle prioridad a empresas de otro lado. De los 32 asociados a la cooperativa apenas estamos trabajando 7”, aclaró

 

“Tenemos gasistas, electricicistas, yeseros, instaladores, albañiles, peones, techistas, calderistas, junto con maestros mayores de obras y arquitectos que nos asesoran constantemente, además de abogado y el contador que lleva la documentación”, cerró el titular de la Cooperativa Esperanza Futuro.

No hay comentarios :