EX-JEFE DE DROGAS ILÍCITAS Y SU HERMANO EX- POLICÍA DE PATRULLA RURAL SON INVESTIGADOS POR QUEDARSE CON BIENES IMPROPIOS



Ambos policías fueron desafectados este mismo martes por Asuntos Internos, poco después de que Prefectura Naval Argentina allanara las viviendas en las que vivían.
El ex jefe de la sección de Drogas Ilícitas de Mar del Plata y su hermano quedaron en el centro de una investigación judicial que intenta determinar si se apropiaron de los bienes de un hombre que falleció de un infarto.

El comisario inspector Diego Gancedo, que hace unos días fue removido de su cargo de titular de la dependencia que combate la lucha contra la droga en la ciudad, y su hermano José Antonio Gancedo, teniente primero de la Patrulla Rural de Mar del Plata, están señalados por la Justicia de realizar en el año 2016 un procedimiento ilícito a través del cual se habrían apoderado para disponer de una casa, dos locales, una cochera, un vehículo y dinero en efectivo de un hombre de 77 años fallecido.

Este mediodía personal de Prefectura Naval Argentina, por orden judicial, allanó la vivienda de ambos hermanos y los demás inmuebles verificados en la investigación.

De acuerdo a  las averiguaciones efectuadas por el CATI (Cuerpo de Ayuda Técnica a la Instrucción) se iniciaron luego de dos denuncias anónimas en la página web del Ministerio de Seguridad a principios de este año. Entonces se aseguraba que en 2016 un joyero y relojero había muerto de un infarto y los policías se habían quedado ilegalmente con sus bienes.

El 11 de julio Luis Aguado, con domicilio en Juan B. Justo al 3100, se dirigió a la Feria Comunitaria de la avenida Independencia al 3500 para pagar unos impuestos. Cuando estaba en la fila sufrió una descompensación y murió. El hombre no llevaba documentación pero policías de la comisaría segunda, cuyo comisario era Diego Gancedo, tomaron el impuesto que iba a pagar y de allí obtuvieron la dirección de su casa.

Desde ese mismo momento se sucedieron los hechos que ahora se investigan y que tienen a ambos hermanos Gancedo en el  foco la Justicia. Por lo pronto se agregó prueba a la causa. 
En esta primera fase, que el comisario Gancedo se habría presentado en la casa y hecho una revisión detallada de todos los bienes. Ante la consulta de vecinos habría argumentado que se encargaba de comunicarlo a la fiscal María Isabel Sánchez, que estaba de turno entonces.

Lo cierto es que hasta ahora no se hallaron comunicaciones judiciales que justificaran lo que sobrevino luego: horas más tarde fue puesto al cuidado de la casa el oficial José Antonio Gancedo.

Aguado tenía, en la planta baja de esa casa, dos locales comerciales, una cochera a la vuelta (Catamarca al 4300) con un automóvil de colección (Ford Falcon impecable) e importantes cantidades de dinero producto de la venta de un campo. 
También, por su oficio, era tenedor de joyas y alhajas de alto valor monetario.

Al no ubicar a familiares de la víctima, el entonces comisario y su hermano –el teniente José Gancedo que se desempeñaba en el Comnado de Patrullas Rural-  se habrían apoderado de manera ilegítima del inmueble en la avenida Juan B. Justo al 3100, de dos locales en el mismo lugar y de una cochera en la calle Catamarca al 4300. En ese lugar el fallecido guardaba un automóvil de colección.

A partir de los datos recabados en la investigación a cargo de la ex fiscalía 8 -cuyas causas quedaron a cargo del fiscal Fernando Berlingeri- se solicitó la realización de varios allanamientos que fueron autorizados en las últimas horas por el Juez de Garantía Gabriel Bombini. El operativo que aún se desarrolla también tiene como objetivo el desalojo de las propiedades tomadas y el secuestro de documentación y el rodado.


La orden también involucra el domicilio particular del efectivo policial de mayor rango y en virtud de las medidas que se están llevando adelante, ambos fueron desafectados de la fuerza.
Distintos peritajes tratarán de establecer si el patrimonio del hombre fallecido fue afectado o sí se sacó provecho económico de él.

Desde la oficina de Asuntos Internos de la Policía Bonaerense se confirmó a este medio que los hermanos Gancedo fueron desafectados en sus funciones. Diego Gancedo había sido trasladado a la Departamental Dolores (en Drogas Mar del Plata lo reemplazó el comisario inspector Gabriel Ciardullo) mientras que José Antonio Gancedo estaba en la Patrulla Rural.

La causa que se sustenta en la extensión de la ya desaparecida fiscalía N°8 es por los delitos de omisión de deberes de no informar a la fiscalía, hurto calamitoso y usurpación de inmueble.
LA CAPITAL

No hay comentarios :