“Investigamos como si hubiese ocurrido un homicidio”-CASO PROFANACIONES EN MIRAMAR


El fiscal Rodolfo Moure ya se encuentra al frente de los casos. “Está claro que existen complicidades y en realidad intervenimos aunque debería hacerlo el Juzgado de Paz porque se trata de una contravención. La hipótesis principal apunta a rituales religiosos”

El destino de los cuerpos de Ciro Lescano (4 meses) y Liam Rodríguez (2 años), sustraídos del cementerio de Miramar, sigue siendo un verdadero misterio.

La Justicia intervino en plena feria judicial y los fiscales de turno, en primer término, Alejandro Pellegrinelli y luego Leandro Arévalo fueron sucediéndose sin encontrar, pese a las diligencias investigativas ordenadas, respuestas convincentes sobre estos aberrantes episodios que causaron conmoción en la ciudad.

Desde este lunes, se hizo cargo de la Fiscalía Descentralizada de Miramar, Rodolfo Moure, quien arrancó con una serie de medidas con el propósito de ir despejando la “oscuridad” que rodea a esta situación.

“Son casos complejos, está claro que  existen complicidades y en realidad intervenimos aunque debería hacerlo el Juzgado de Paz porque se trata de una contravención. La hipótesis principal apunta a rituales religiosos e investigamos como si hubiese ocurrido un homicidio, por eso se suma también Policía Federal”, le contó Moure a LA CAPITAL.

La Sub Departamental de Investigaciones local continúa con distintas líneas investigativas y la policía diariamente encara una serie de rastrillajes que ya incluyeron el vivero dunícola, montes urbanos y arroyos con el objetivo de encontrar algún rastro que permita avanzar hacia un horizonte un poco más clarificador, aunque por el momento no hay datos de mayor interés.

Por otra parte,  a los testimonios del personal del cementerio y familiares de los niños cuyos cuerpos fueron sacados de sus tumbas, se sumarán próximamente otros ordenados por la misma fiscalía descentralizada.

“Hay otras medidas que estamos desarrollando pero no podemos revelarlas para no perjudicar la investigación. Se pidieron dos exhumaciones más de cadáveres pero es válido aclarar que cualquier persona que tenga dudas sobre este tema puede pedir el procedimiento de revisar el féretro al municipio, directamente sin orden judicial”, destacó el fiscal.

Moure, con su experiencia sabe que la labor es limitada ya que para el Código Penal,  el robo de cadáveres, si no es con fines de comercialización, está reconocido como una Contravención y no un Delito.

“Nos adaptamos a lo que decretaron los legislativos, este es un tema que debería hacerse cargo el Juzgado de Paz pero hasta el momento no intervino ni tomó contacto con nosotros”, repitió el fiscal.

“Pese a esto y que no nos corresponde, estamos llevando a cabo una investigación por el faltante de objetos que permanecían con los cuerpos y anexamos lo demás, siguiendo los pasos minuciosamente dentro de lo que está a nuestro alcance porque las familias necesitan una solución”, agregó.
LA CAPITAL

No hay comentarios :