Detienen y acusan por violación a miembro del Servicio Penitenciario


Tiene 42 años y fue acusado por su pareja, empleada del mismo organismo, de haber abusado sexualmente de ella durante una discusión. Previamente, él denunció que la mujer padece problemas psiquiátricos. Se negó a declarar ante el fiscal Leandro Arévalo.

Un efectivo del Servicio Penitenciario Bonaerense (SPB) fue detenido y acusado de violar a su pareja, una mujer que también es empleada de ese organismo.

El hombre tiene 42 años y se negó a declarar ante el fiscal del caso, Leandro Arévalo, quien lo imputó por el delito de “abuso sexual”. En ese marco, seguirá detenido a disposición de la Justicia.

Según la reconstrucción del caso que realizaron las fuentes consultadas, todo comenzó con una discusión entre los miembros de la pareja, por el uso de una determinada cantidad de dinero que hizo el acusado y que habría pertenecido a la víctima.

Presuntamente, el hombre y la mujer habían acordado que esos ahorros se utilizarían para un fin y, al parecer, eso no ocurrió. El entredicho provocó diversas peleas y, de acuerdo a la denuncia de la mujer, durante uno de esos enfrentamientos verbales violentos, el efectivo la sometió sexualmente.

Conforme explicaron los informantes que mantuvieron contacto con LA CAPITAL, el caso se produjo el lunes y en horas posteriores se produjeron dos denuncias: primero el hombre se presentó ante la Justicia de Familia y declaró que su pareja padece problemas psiquiátricos.

Después de eso, se ordenó que personal de la Comisaría de la Mujer fuera en busca de ella para trasladarla a una clínica y realizarle los estudios pertinentes.

Sin embargo, cuando se produjo el operativo la empleada del SPB contó lo que realmente había ocurrido y los uniformados notificaron de todo el hecho al fiscal Leandro Arévalo.

El investigador ordenó de inmediato que la mujer fuera examinada por especialistas rápidamente y los médicos que la atendieron comprobaron que presentaba lesiones en la zona genital, compatibles con la denuncia de abuso sexual que había realizado.

Entonces, el fiscal Arévalo le pidió a la Justicia de Garantías la detención del acusado, la cual fue autorizada y se consumó dentro del predio del penal de Batán, cuando el efectivo se presentó a trabajar.

Según pudo saber este medio, tras ser trasladado a Tribunales, el imputado se negó a declarar ante el investigador, quien dispuso que mientras se desarrolla la causa permanezca detenido a disposición de la Justicia.
LA CAPITAL

No hay comentarios :