.

.

SEGURO

SEGURO

SUPERMERCADO SAN ANDRÉS

SUPERMERCADO SAN ANDRÉS

CAFÉ GOLONDRINAS

CAFÉ GOLONDRINAS

INTERWISP

INTERWISP

POLICIALES ZONALES

Aprehendieron a cuatro adolescentes por romper cristales de una capilla

26 de septiembre de 2018
El acto de vandalismo oculta una intención de robo de los menores, quienes no pudieron lograrlo y fueron capturados por la policía.
Cuatro adolescentes de 16 años, dos varones y dos mujeres, fueron aprehendidos por intentar robar en una capilla ubicada en las inmediaciones del Hospital Interzonal General de Agudos (HIGA).
El hecho ocurrió en San Cayetano al 300 el pasado martes, cuando los acusados rompieron los postigos de la ventana y luego también los cristales.
tatasa
Según trascendió de fuentes extraoficiales consultadas por LA CAPITAL, cuando se disponían a ingresar a la capilla “Guadalupe”, los menores fueron descubiertos y quisieron escapar. Sin embargo, poco tiempo después arribó al lugar personal del CPC Sur y de la comisaría decimoprimera -con jurisdicción en la zona- y tomaron intervención en el caso.
Los uniformados aprehendieron a los adolescentes, acusados de intentar robar en el templo, y dieron aviso a la fiscal del Fuero de Responsabilidad Penal Juvenil, Mariana Baqueiro. Al tomar contacto con los policías, la investigadora inició una causa judicial por “robo en grado de tentativa” y ordenó la liberación de los imputados debido a las características del delito. De todas formas, ordenó que comparezcan en Tribunales mañana en compañía de un adulto para declarar en una audiencia.

Cómo eligen a sus víctimas los ladrones de casas de familia

26 de septiembre de 2018
Una reciente causa la Justicia pudo conocer más precisiones de la metodología empleada por asaltantes de viviendas. Cómo escogen a sus víctima y que hacer para minimizar las posibilidades de transformarse en una.
Días atrás se produjo un trágico asalto a una vivienda de la localidad de Balcarce tras el cual murió un jubilado de 83 años, blanco del violento accionar de una banda con una característica siniestra: desplegaba una estrategia de engaños para elegir a la más vulnerable de las víctimas.
A partir de la investigación del fiscal Rodolfo Moure sobre este hecho -en particular el relato de uno de los detenidos- y de la experiencia en el estudio de este delito específico conseguida por su par, Mariano Moyano de la fiscalía de Mar del Plata, se pudo establecer un patrón o una metodología seguida por algunos delincuentes con el fin de una mayor eficiencia a la hora de escoger su objetivo.
En ese sentido, uno de los asaltantes suele recorrer días antes o, también, apenas horas antes una zona de viviendas previamente delimitada por cuestiones logísticas (cercanías, posibilidades de fuga, presencia policial, etc). El ladrón se presenta en las casas y, bien vestido y con buenos modales, avanza con su plan solo frente a jubilados. Comienza a hacer preguntas asegurando ser parte de alguna repartición gubernamental.
La excusa es ofrecer pensiones por invalidez o ayuda social para hijos discapacitados pero la principal intención es la de semblantear a las personas que lo atiende. El hábil ladrón en esta etapa primaria no levanta ninguna sospecha y se dedica a escuchar la voz de quien se asoma a la puerta.
“Con ese solo detalle ya obtienen mucha información porque buscan un acento itálico o español que les permita pensar que cobran alguna pensión en euros. Si quien habla parece ser extranjero, ya es un punto a favor para colocarlo entre las posibles víctimas”, cuenta un investigador judicial.
Pero no solo el “reclutador” se fija en la dicción, en el acento y en la edad de la otra persona. También observa si poseen alianzas en sus dedos. Este ornamento revela mucha información: si una persona luce una alianza significa, según lo que tienen estudiado los delincuentes, que en ese lugar no hubo antes un robo. La alianza es uno de los primeros objetos de valor que los ladrones de casa sustraen y no suelen ser repuestas.
También, y ya en el terreno de las obviedades pero sin alejarse de lo planificado, el delincuente se fija en si la persona lleva collares, alhajas o cualquier otro valor encima que transmita la idea de que la casa puede ser un buen escenario para la acción.
Otras bandas solían “googlear” a sus víctimas o relegaban aquellas casas en las que veían automóviles modernos, porque de ese modo suponían que podían ser sus propietarios personas jóvenes.
Las autoridades judiciales y policiales recomiendan a la población de la franja más vulnerable (jubilados o personas mayores que viven solas) no atender a desconocidos o hacerlo desde el interior, denunciar al número de emergencias 911 cualquier indicio de sospecha tanto de personas como de vehículos extraños, y no dejarse convencer por representantes de empresas a las que nunca convocó, como prestadoras de servicios o correos.
JORGE NOS DICE: 
Hay que tener cuidado con el personal que se contrata para los queaceres domesticos. Nos paso a nosotros y nos robaron todo porque se robo una llave de la terraza. Tambien los que cortan el pasto, estudian a la casa y sus ocupantes, aunque no todos son iguales, hay que tener cuidado, en lo posible contratar gente conocida. Con mi esposa nos entregamos de buena fe y estos delincuentes nos arruinaron la vida.

No hay comentarios :