COIMAS: "SAQUEN NÚMERO, TODAVÍA NO EMPEZÓ LA PELEA DE FONDO"


PARECE QUE ALGUNOS EMPRESARIOS ENTONGADOS CON LAS COIMAS, DEBERÁN PEGARLES ALGUNAS CACHETADAS PARA QUE SE CALLEN QUIEREN ZAFAR DE CUALQUIER MANERA...SON HÁBILES DECLARANTES : PODÉS CREER HASTA LLORAN...
La confesión de Ángelo  Calcaterra ante el fiscal Carlos Stornelli, un giro inesperado que puede provocar una avalancha

Angelo es hijo de María Pía, la hermana de Franco MacriLa confesión de Ángelo Calcaterra ante el fiscal Carlos Stornelli, un giro inesperado que puede provocar una avalancha
Corrupción K Cristina Kirchner Julio De Vido Oscar Centeno
Todo se resolvió en pocos días. La primera confesión como imputado colaborador fue la de Oscar Centeno, el ex chofer de Roberto Baratta que escribió los ocho cuadernos que dieron origen a la causa por la ruta de las coimas durante la anterior gestión, que involucra a empresarios y ex funcionarios kirchneristas. El viernes, el empresario Juan Carlos De Goycochea -preso y acusado de ser partícipe de una asociación ilícita- pidió firmar el acuerdo ante el fiscal Carlos Stornelli para aportar información al expedientes y este lunes, solicitaron lo mismo el dueño de IECSA Ángelo Calcaterra y Javier Sánchez Caballero. Ahora todos ellos recuperan su libertad.
Cuadernos de la corrupción: Ángelo Calcaterra y su gerente en Iecsa acordaron con el fiscal y el juez ser "imputados colaboradores"
Las indagatorias como imputados colaboradores de los tres empresarios duraron poco más de dos horas. En ellas hubo diferentes explicaciones y acusaciones "hacia arriba", con el fin de morigerar la pena que recaería sobre ellos en un eventual juicio. En esta causa, la acusación sobre ellos es la de ser partícipes necesarios de una asociación ilícita por haber sido quienes pagaban las coimas que están siendo investigadas y que, según la Justicia, y que "podrían superar los 200 millones de dólares".

Ante la pena que podrían afrontar y las referencias hacia ellos en las anotaciones de Centeno y otras medidas de prueba impulsadas en la causa, los tres empresarios decidieron pedir que se los considere como imputados colaboradores. Después de declarar, el juez Claudio Bonadio homologó en primer lugar los acuerdos de Calcaterra (primo de Mauricio Macri) y del ex CEO de IECSA, Javier Sánchez Caballero, y también homologó el acuerdo de De Goycochea (ex Isolux).
Qué podría encontrar ahora Bonadio en los allanamientos a Cristina
Tras estas firmas, los empresarios que eligieron declarar como "arrepentidos" lograron la excarcelación, y en el caso del ex dueño de IECSA la eximición de prisión, ya que no tenía ordenada la prisión preventiva.

El ex dueño y el ex gerente de IECSA
La Justicia lo acusó a Sánchez Caballero  de "realizar pagos por ODS SA y por IECSA SA, que se concretaron en Machaca Güemes 351 en el garaje del hotel Hilton". Se le adjudica otro pago del 30 de junio de 2015, cuando Néstor Lazarte -secretario de Baratta- se llevó 1.500.000 dólares que le entregó Sánchez Caballero. Según las anotaciones del chofer, bajo la misma modalidad se habrían pagado coimas por 6.550.000 dólares en otras trece fechas.

En su declaración ante Stornelli la cifra fue rechazada por el primo del presidente Macri, y señaló que era "inferior". “Calcaterra asumió que es verdad lo que dicen los cuadernos y que realizó aportes para las campañas de 2013 y 2015 del Frente para la Victoria”, explicaron a Clarín desde el entorno del empresario.
Mauricio Macri y la corrupción: "Asumimos un fuerte compromiso y los resultados están a la vista"
Según señalaron fuentes judiciales, con el principal directivo de la que era su empresa preso y dispuesto a confesar, Calcaterra "tomó conocimiento de la causa y se puso a disposición de la Justicia, ya que se encuentra mencionado en la causa como dueño de la empresa IECSA en aquel momento, para a colaborar con la investigación a los fines de hacer saber que, en el marco de presiones recibidas a tal, fin hizo aportes de dinero para campañas electorales".

Cerca de las 11 ya se había firmado el acuerdo que lo convertirá en imputado colaborador y poco después fue homologado por el juez. 
El único prófugo en la causa de los cuadernos pidió su eximición de prisión
Sobre la declaración del ex gerente de IECSA, Sánchez Caballero, la defensa trabajó durante el fin de semana. La empresa tuvo a su cargo, entre otras obras, la construcción del soterramiento del ferrocarril Sarmiento, un contrato de 3.000 millones de dólares.​ Por este motivo el fiscal Franco Picardi -que junto al juez Marcelo Martínez De Giorgi investiga los sobornos en esa mega obra cuya adjudicataria principal fue la constructora brasileña Odebrecht, a la que IECSA se asoció- pidió a Bonadio copia de los cuadernos escritos por Centeno.

Al momento de referirse al funcionamiento de la asociación ilícita “comandada por Néstor y Cristina Kirchner”, la Justicia determinó que “los recaudadores de la asociación ilícita contaron con la participación de empresarios que pagaron 35.645.000 dólares en un sinnúmero de oportunidades entre 2008 y 2015”. Es por ello que para Stornelli y el juez Bonadio, esto permite “acreditar la permanencia en el tiempo de la organización ilícita”.
Angelo Calcaterra le avisó el fin de semana a Mauricio Macri que iba a arrepentirse
El ex director de Isolux
A Juan Carlos De Goycochea, ex director regional de Isolux Corsán, se le adjudica el pago de sobornos por 12,8 millones de dólares. Dicho monto fue desmentido por el empresario quien dijo que "las cifras y fechas no coinciden".

En su declaración como "arrepentido" indicó que después de que Isolux quedó como adjudicataria para la construcción de la Usina Termoeléctrica en Río Turbio (Santa Cruz), cobró el primer certificado de obra. "Después de eso Baratta empezó a exigir que para liberar los próximos pagos teníamos que pagar", indicó De Goycochea ante Stornelli. Esos supuestos sobornos eran de 300.000 dólares cada uno y podían ser trimestrales.

Al momento de explicar cómo era el sistema de pago y cobro de las coimas, contó que Isolux utilizó al menos diez financieras "con las que se iba rotando". Entonces la empresa realizaba "transferencias a las financieras, después se hablaba con Baratta por teléfono y se acordaba la cifra. Luego iba a la financiera a retirar el dinero y de ahí me encontraba con Baratta", dijo el ex director de la compañía española.
"Funcionarios infieles": el eufemismo K para intentar salvar a Cristina
Los acuerdos sobre cifras y puntos de encuentro, se hablaban siempre con el ex secretario de Coordinación del ministerio de Planificación que dirigió Julio De Vido durante doce años. "Sólo hablaba con él, con nadie más", indicó De Goycochea.

Según el relato del chofer Oscar Centeno en sus cuadernos que dieron origen a la causa del megaescándalo de las coimas, las entregas de dinero se realizaron siempre en Maipú 741, sede de Isolux. Una información corroborada por el empresario, que "siempre procuró estar sólo cuando llegaba Baratta", especificó. Las entregas se realizaron tanto en bolsas negras como en bolsos.

Este lunes, el juez Claudio Bonadio homologó el acuerdo de colaboración firmado con el fiscal Carlos Stornelli, y De Goycochea recuperará su libertad tres haber estado con prisión preventiva durante tres días.

No hay comentarios :