Detienen a hombre que le fracturó el cráneo con un hierro a una policía


El ataqué ocurrió hace 9 días en el barrio Regional y la oficial aún sigue internada en el HPC. El sujeto fue identificado como Eduardo Pacheco (36) y quedó alojado en la Unidad Penal 44 de Batán.

El hombre de 36 años acusado de haberle pegado con un hierro en la cabeza a una policía que había intentado intervenir ante una denuncia de violencia familiar en el barrio Regional fue detenido en las últimos horas y quedó alojado en la Unidad Penal 44 de Batán.

El sujeto fue identificado como Eduardo Pacheco y está acusado de haberle fracturado el cráneo a la oficial Laura Andrada, quien continúa internada en el Hospital Privado de la Comunidad.

Pacheco está imputado por lesiones graves y, además por abuso de arma y portación de arma de fuego de uso civil agravado. Este martes pasará la noche en la Unidad Penal 44 de Batán y el miércoles, a primera hora, será trasladado a Tribunales para declarar ante el fiscal Fernando Castro.



El hecho se produjo el 22 de julio cerca de las 22.30, cuando el móvil 19370 de la Policía Bonaerense fue hasta una vivienda en Quintana al 7300 para responder a una denuncia anónima al 911 por un episodio de violencia de género.

Al llegar al lugar, la oficial Laura Andrada descendió del patrullero y cuando estaba por llamar a la puerta de la casa fue atacada desde los techos por un sujeto -que sería Pacheco- que le arrojó un hierro, golpeandóla en la cabeza. El ataque le provocó una profunda herida y la dejó inconsciente en el suelo. El hombre, luego, se guareció dentro de la vivienda.

Inmediatamente otros móviles policiales fueron al lugar para brindar apoyo y cobertura a Andrada, que al estar herida de gravedad fue trasladada de urgencia al Hospital Interzonal en un patrullero.

Paralelamente a esta situación, otros efectivos intentaron ingresar a la vivienda de Quintana al 7300, pero desde su interior el mismo sujeto que había agredido a la oficial efectuó un disparo de arma de fuego.

Luego de verificar que no había peligro, los policías ingresaron al lugar y sólo encontraron a una mujer, de 27 años, quien señaló al agresor como su pareja, Pacheco, con quien había discutido momentos antes y que, tras haber agredido a la policía y disparar un arma de fuego huyó de la vivienda.

Los uniformados corroboraron que el hombre no se encontraba más en la vivienda y, al revisar el lugar, encontraron un arma de fuego tipo revolver calibre 32 largo marca Italo Gra, con la numeración suprimida, y 8 municiones en su tambor (7 intactos y 1 servido), la cual quedó secuestrada.

Desde ese día, Andrada, quien presta servicio en la jurisdicción de la comisaría duodécima, se encuentra internada en el HPC por haber sufrido fractura y desplazamiento de cráneo con pérdida de conocimiento.
La Capital

No hay comentarios :