Empiezan a emitir las facturas de luz con aumento promedio de 50%

Lo confirmó EDEA. Todavía no está claro cómo se distribuirán los montos que la empresa no cobró desde mayo. Garantizan el abastecimiento a empresas.
La Empresa Distribuidora de Energía Eléctrica (EDEA) comenzó a emitir sus nuevas facturas con un incremento promedio de 50%, por lo que en las próximas semanas estarán llegando a los usuarios.


La nueva facturación se inició en virtud de que la Cámara de Apelaciones en lo Contencioso Administrativo de La Plata suspendió el fallo judicial de primera instancia que había frenado el aumento para los usuarios del Gran La Plata y el interior de la provincia.

“Se están emitiendo las facturas”, confirmó a LA CAPITAL el encargado de Relaciones Institucionales de EDEA, Oscar Caballero.

Lo que todavía no está claro es cómo se van a cobrar los montos no percibidos desde mayo por la compañía. “Eso depende de lo que decida la Provincia”, aseguró Caballero.

El incremento era mayor (de alrededor de 58%), pero un fallo del Juzgado Contencioso Administrativo de Pergamino ordenó la suspensión del cobro de dos impuestos.

La inminencia de la facturación puso en alerta a pequeñas y medianas empresas locales. La semana pasada, el presidente de la Unión Industrial Marplatense (UIM), Fernando Orengia, se entrevistó con ejecutivos de EDEA.

“Confirmaron la inmediata aplicación de los anunciados aumentos a partir de la próxima facturación”, señaló en un comunicado la Unión del Comercio, la Industria y la Producción (UCIP), entidad de la que forma parte la UIM.

También subrayó que “la modalidad del cobro de la diferencia de las tarifas aumentadas desde el pasado 10 de mayo, que no fueron percibidas por EDEA, están siendo consideradas con las autoridades de contralor provinciales del área energética”.

Orengia advirtió que “si se aplicaban todos juntos los retroactivos en la primera factura, se iba a generar un problema financiero a muchísimas empresas”.

El titular de la UIM dijo entender la necesidad del incremento: “Sabemos que las tarifas de energía estaban retrasadas y que debían tener un ajuste. Lo que queríamos era tener la tranquilidad de que este proceso no se diera sin un aviso previo, es decir, que no fuera a haber un aumento imprevisto”.

Según indicó, “en las empresas estos valores influyen mucho en los costos de la mercadería, por lo que los aumentos que no se pueden prever afectan la rentabilidad”.

En esa línea, dijo que las autoridades de EDEA se comprometieron a “avisar con anticipación” los próximos aumentos. “Este año aparentemente no habría más. Va a haber a partir del año que viene”, señaló Orengia.

Otro asunto que abordaron fue la capacidad energética del distrito. “No habría problemas por ahora de abastecer mayores consumos. Puede haber algún caso puntual, que en algún lugar específico se necesite instalar alguna base transformadora especial si alguna empresa realiza un consumo muy grande”, sostuvo el titular de la UIM.

LA CAPITAL

No hay comentarios :